Felices Pascuas (1954)

EL REAL ESPÍRITU NAVIDEÑO

FELICES PASCUAS. Título original: Felices Pascuas. Año: 1954. País: España. Dirección: Juan Antonio Bardem. Reparto: Julia Martínez (Pilar), Bernard Lajarrige (Juan), Pilar Sanclemente (Pili), Carlos Goyanes (Juanín), Beni Deus (Manolo), Manuel Alexandre (Soldado de Artillería), Josefina Serratosa (Madre Loreto), Rafael Bardem (Comisario), Matilde Muñoz Sampedro (Hermana Traspunte), Emilio Santiago (Jerónimo), José Luis López Vázquez (Felipe), Matías Prats (Matías Prats), Juan Antonio Bardem (Recadero del bar). Guion: Juan Antonio Bardem, José Luis Dibildos, Alfonso Paso. Ayudante de dirección: Jesús Franco. Música: Isidro B. Maiztegui. Fotografía: Cecilio Paniagua (B&W). Duración: 83 minutos. Exclusivas Floralva Producción.

Juan Antonio Bardem Muñoz (Madrid, 2 de junio de 1922 – Madrid, 30 de octubre de 2002) ha sido y es uno de los nombres más importantes del cine español. Tras debutar junto a Luis García Berlanga en Esa pareja feliz, se estrenó en solitario con Cómicos. Tras rodar Felices Pascuas dirigió Muerte de un ciclista y Calle Mayor, lo más granado de su filmografía.
Militante del Partido Comunista de España su cine es el más politizado de los cineastas españoles aunque nunca gozó de las simpatías de la crítica española. Es tío del afamado Javier Bardem.
En Diario de Cine ya hemos hablado de él en otras ocasiones, Sonatas  y La corrupción de Chris Miller. Aunque no compartamos ideología sentimos una profunda simpatía por Juan Antonio Bardem y su cine. Fue un cineasta ejemplar que se merece todos nuestros respetos.

En un boletín de una parroquia me preguntaron cual es, a mi juicio, la película que más expresa el espíritu de la Navidad. Yo respondí Felices Pascuas (1954) de Juan Antonio Bardem. A pesar de su militancia comunista, adversa a una festividad católica o cristiana, esta cinta es la que más encaja en la susodicha descripción. Acto seguido explicaré porqué.
Conocemos a una familia obrera que vive en la miseria, no tienen que comer y pasan hambre.En una rifa ganan un lindo corderino para darse un atracón en Nochebuena pero la familia prefiere morirse de hambre antes que dar la muerte a ese indefenso animal al que han cogido cariño.
Un argumento atípico del cine español de la época y del actual donde el ternurismo, odiado por los críticos, no existe. La película se centra en las desventuras del pobre animal, objeto de codicia por parte de gente desaprensiva.
Bardem nos muestra la maldad de gente hambrienta ávidos de dar muerte al protagonista de esta fábula. Muchos de nosotros, por estas fechas y el resto del año comemos carne de animales que han sido sacrificados. Es ley de vida nos dicen. En cierto modo somos responsables de esta situación.
Cuando  era niño lloraba mucho si mataban seres para comerlos, me daban y me dan pena. No lo puedo remediar.

Esta entrada fue publicada en Cine, Cine español. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.