Quo Vadis (1951)

NERÓN, UN MALO DE CINE

El emperador Nerón compone una canción mientras arde Roma, imagen icónica que define su maldad pero en la realidad así no ocurrió. Nerón era un tirano real no un bufón de cine para provocar la hilaridad del público.

QUO VADIS. Título original: Quo Vadis. Año: 1951. País: Estados Unidos. Dirección: Mervyn LeRoy (y Anthony Mann). Reparto: Robert Taylor (Marco Vinicio), Deborah Kerr (Ligia), Leo Genn (Petronio), Peter Ustinov (Nerón), Patricia Laffan (Popea), Finlay Currie (Pedro), Abraham Sofaer (Pablo), Marina Berti (Eunice), Buddy Baer (Ursus), Felix Aylmer (Plautio), Nora Swinburne (Pomponia), Ralph Truman (Tigelino), Norman Wooland (Nerva), Peter Miles (Nazario), Rosalie Crutchley (Acte), Sophia Loren (Esclava de Ligia), Bud Spencer (Guarda Imperial), Elizabeth Taylor (Cristiana en la arena). Guion:John Lee Mahin, Sonya Levien, S.N. Behrman. Novela: Henryk Sienkiewicz. Música: Miklós Rózsa. Fotografía: Robert Surtees, William V. Skall. Duración: 171 minutos. Metro-Goldwyn-Mayer (MGM)

Henryk Adam Aleksander Pius Sienkiewicz de Oszyk (Wola Okrzejska, Polonia, 5 de mayo de 1846-Vevey, Suiza, 15 de noviembre de 1916), fue un escritor polaco, Premio Nobel de Literatura en 1905. Fue autor de una novela llamada Quo Vadis publicada en 1896 y llevada al cine en 1913, dirigida por Enrico Guazzoni, y en 1924, dirigida por Gabriello D’Annunzio y Georg Jacoby, con Emil Jannings en el papel de Nerón. Ya en el sonoro se rodó la versión de 1951, dirigida por Mervyn LeRoy, en 1985, dirigida por Franco Rossi, con Klaus Maria Brandauer como Nerón y en 2001, dirigida por Jerzy Kawalerowicz con Michał Bajor interpretando al egocéntrico emperador.
Las versiones cinematográficas siempre adolecen de una autocensura cristiana. Podemos ver arder o comidos por los leones a los antiguos cristianos pero jamás sus desnudos cuerpos. Los únicos crucificados vestidos fueron los cinematográficos, en la vida real eran clavados en la cruz completamente desnudos tanto hombres como mujeres. El puritanismo antidesnudo procede de la religión judía que se extendió a las cristianas y musulmanas.
Además entre la novela y las películas hay varias divergencias, el cine muestra una parte de la realidad o de la mentira. El retrato de Nerón es demasiado caricaturesco.
Nerón Claudio César Augusto Germánico (en latín: Nero Claudius Cæsar Augustus Germanicus, 15 de diciembre de 37-9 de junio de 68)n. fue emperador del Imperio romano desde el 13 de octubre de 54 hasta su muerte, y su reinado marcó el final de la dinastía Julio-Claudia.
Nerón fue un tirano, eso sí, pero no tan tonto como el del cine. El incendio de Roma fue fortuito. Está demostrado que no lo provocó el emperador. Las primeras persecuciones contra los cristianos salen de la época de Domiciano (Roma, 24 de octubre de 51-ibídem, 18 de septiembre de 96) y Trajano (Itálica, 18 de septiembre de 53-Selinus, c. 11 de agosto de 117) y el gran enemigo de ellos fue en realidad el emperador Marco Aurelio (en latín: Marcus Aurelius Antoninus; Roma, 26 de abril de 1213​-Vindobona o Sirmio, 17 de marzo de 180​). La peor persecución fue la de Diocleciano (nombre completo: Cayo Aurelio Valerio Diocleciano Augusto; en latín, Gaius Aurelius Valerius Diocletianus Augustus; c. 24 de diciembre de 244​ – 3 de diciembre de 311), el más cruel de los perseguidores cuya matanza jamás ha sido llevada al cine.

El signo de la cruz (1932)  era el referente más cercano de las presuntas persecuciones de Nerón (Charles Laughton) a principios de los cincuenta. La Metro estaba en bancarrota, a punto de quebrar, cuando se inició el rodaje de esta versión de Quo Vadis, la mejor y más exitosa. La versión polaca de 2001 era más realista pero también más fría por lo que su éxito fue limitado.
La Metro en su versión de 1951 tiró la casa por la ventana, rodaje en Cinecitta. Al frente un director de prestigio, Mervyn LeRoy, ayudado por Anthony Mann y con la asistencia del juvenil Sergio Leone. Es un filme colosal, muy hollywoodense a pleno Technicolor, grandes actores, miles de extras, decorados impresionantes.
Buscar rigor histórico está de más, no lo encontraremos ni de lejos. Eso sí, todo es brillante, atractivo, repleto de glamour, de encanto y de luz.
Nos encontramos ante uno de los más brillantes espectáculos jamás filmados sólo superados por Ben-Hur (1959), la Roma de Nerón brillo a gran altura. El inicio del cristianismo, el cambio que la materialista sociedad romana estaba viviendo que iba a ser transformada profundamente. Una nueva concepción del mundo se estaba procreando.
Peter Ustinov creó un Nerón perfecto, algo afeminado, provocando la hilaridad del público aunque no conozcamos sus motivaciones. Ejecutó a su madre que era la asesina de su marido el emperador Claudio, todo era consecuencia de una época convulsa.
Aunque su maldad era exagerada, el cine necesitaba un villano de una pieza, un ser malvado y grotesco al que despreciar. Todo servido con un excelente diseño de producción. Grandes decorados, brillante fotografía, elegante vestuario. LeRoy sabía contar una historia que atrapa al público, le mantiene en vilo sin fisuras.
Todo es sensacional e impactante.
El rigor histórico es olvidado, Galba, sucesor de Nerón, fue un verdadero desastre pero eso no importa. La trama de la novela es libre. Entre la secuencia de Ligia y el toro hasta el golpe de estado pasan tres años pero eso no importa, importa el dramatismo, el suspenso, la emoción.
Quo Vadis (1951) es en definitva manera un espectáculo que ofrece mucha emoción y que resiste el paso del tiempo. Su encanto todavía perdura, el erotismo de la esclava Eunice (Marina Berti) enamorada de su amo Petronio (Leo Genn), es lo mejor sin duda. El cinismo de este personaje le hace brillar por encima del resto del reparto, todos bien comedidos e inolvidables.
Es una gran pèlícula que ha vencido el paso del tiempo, un clásico imborrable y perfecto. Todo sensacional.


La lucha de Ursus contra el toro que nunca hemos podido ver en cine. Esa censura lo ha impedido.

Esta entrada fue publicada en Cine. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.