Cine e Historia 23: Tiberio Claudio emperador

MI CÉSAR FAVORITO

Tiberio Claudio César Augusto Germánicon. (en latín Tiberius Claudius Caesar Augustus Germanicus; Lugdunum, 1 de agosto de 10 a. C.n. 2​n. 3​-Roma, 13 de octubre de 54 d. C.n. 4​), historiador y político romano, fue el cuarto emperador romano de la dinastía Julio-Claudia, y gobernó desde el 24 de enero del año 41, hasta su muerte en el año 54. Nacido en Lugdunum, en la Galia, fue el primer emperador romano nacido fuera de la península itálica. Sus cenizas fueron depositadas en el mausoleo de Augusto.
Claudio padecía de ciertos trastornos, como los del habla, como es mi caso particular, razón por la cual me identifico con dicho personaje. Esos trastornos provocaron la burla y el desprecio  de sus contemporáneos. Le llamaron Claudio el idiota o Cla Cla Claudio. Sin embargo ese desprecio tan arraigado es el motivo por el cual llegó a envejecer mientras que sus familiares más sobresalientes murieron de forma misteriosa. Era hermano del popular Germánico Julio César (en latín, Germanicus Iulius Caesar, 24 de mayo del 15 a. C. – 10 de octubre del 19 d. C.) prominente general romano, conocido por sus campañas en Germania.
Fue padre de Calígula, abuelo de Nerón y hermano de nuestro amado Claudio. Sin embargo sus numerosas virtudes no le impidieron una muerte prematura que lo apartó de suceder a Octavio Augusto (Cayo Julio César Octaviano, también llamado Augusto o César Augusto; Roma, 63 a. C. – Nola, Nápoles, 14 d. C.) en el trono de Roma.
Su popularidad se debe principalmente al escritor Robert von Ranke Graves (Wimbledon, 24 de julio de 1895 – Deyá, 7 de diciembre de 1985) famoso erudito británico. Popular por novelas históricas llevadas a la televisión como Yo, Claudio (1934) y Claudio, el dios, y su esposa Mesalina (1935). En ellas conocemos todos los detalles importantes de la vida de tan singular emperador, puente entre los extravagantes Calígula y Nerón, los más odiados por los historiadores de las civilizaciones clásicas.

El cine se interesó por este material y se encargó el proyecto de llevarlo al cine al gran Josef von Sternberg (nacido como Jonas Sternberg, Viena, 29 de mayo de 1894-Hollywood, 22 de diciembre de 1969). En su autobiografía Fun in a Chinesse Laundry (Diversión en una lavandería china), que en España publicó Film Ideal en su último y ontológico número.
Yo Claudio ha sido y es la más famosa película inacabada. Merle Oberon, la actriz que interpretaba a Mesalina, sufrió un accidente que paralizó el rodaje que fue suspendido y no se pudo reanudar. Algunas imágenes pueden verse por internet, sobretodo en Youtube.
Protagonista el excelente actor y director Charles Laughton (Scarborough, 1 de julio de 1899 – Los Ángeles, 15 de diciembre de 1962) . En la mentada autobiografia, Sternberg nos hablaba de la megalomania de su estrella que convertía en un infierno el rodaje. Su suspensión fue para muchos una decepción pero para otros una liberación.
Como actor le debemos excelentes caracterizaciones de Rembrand o del rey inglés Enrique VIII, así como el cónsul Graco en Espartaco (1960). Su única realización La Noche del cazador (1955) es una obra maestra absoluta. Pero también es cierto que en rodajes era inaguantable por lo qu no es de extrañar que muchos profesionales se negaran a trabajar con él.

En 1976, la BBC de Londres grabó con escasos medios una miniserie antológica. Yo, Claudio (I Claudius) continua siendo en la actualidad una obra de referencia y una serie de culto. Su protagonista fue con todos los honores Derek George Jacobi (Leytonstone, Londres, Inglaterra, 22 de octubre de 1938), más conocido con Derek Jacobi, actor todoterreno y de gran riqueza interpretativa.
La serie empieza con el gobierno de César Octavio Augusto (Brian Blessed), una imagen distinta de la de Cleopatra (1963) o la serie Roma (2005) en donde se nos muestra un hombre cruel y depravado mientras que en la serie Yo, Claudio vemos a un emperador afable y bonachón.
Según los historiadores, Octavio Augusto cambió mucho cuando accedió al poder, convirtiéndose en el mejor emperador de la Historia de Roma. En cambio sus sucesores Tiberio y Calígula son ruines y mezquinos.
La esposa de Octavio, Livila Drusila (Siân Phillips) envenenó a los hombres más sobresalientes de la familia real, olvidándose de Claudio a quien consideró un idiota sin posibilidades de acceder al trono.
Tras el asesinato de Calígula (John Hurt), la carambola dio suerte al pobre y lisiado Claudio que se vio encumbrado inesperadamente contra su voluntad. Excelente administrador tuvo mala suerte con sus esposas, la ninfómana Mesalina (Sheila White) y la envenenadora Agripina la Menor (Barbara Young), madre del controvertido Nerón. Dos mujeres siniestras y mezquinas que empañaron el buen gobierno de Claudio.
Yo, Claudio y la serie Roma son las mejores versiones del antiguo Imperio Romano en donde se nos muestra excesivamente su crueldad pero no sus claroscuros.
Lamentablemente Derek Jacobi parodió su papel que le dio celebridad en Horrible Histories: The Movie – Rotten Romans (2019) pero ese resbalón es mejor olvidarlo.

 

Esta entrada fue publicada en Cine, Libros, Series, Televisión. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.